Aunque una lesión no le permitió completar la temporada, Pelegrín Vargas Jr se mostró satisfecho por lo conseguido en su primer año en el voleibol de la NCAA, División I con la Universidad de Indiana-Purdue en Fort Wayne (IPFW).

“Me siento bastante contento con el trabajo que hice. Una pena, que me lastimé y no pude ayudar más, pero lamentablemente son cosas que están fuera del alcance de uno y en ese caso no hay mucho que pueda hacer”, expresó Vargas.

El prospecto boricua sufrió una fractura en la muñeca derecha que lo dejó fuera de acción en los últimos ocho encuentros de la campaña.

“Me lesioné en un juego contra Quincy University. de hecho fue el mejor juego que jugué. Era el juego número 20 de la temporada”, indicó el estelar atacante.

Vargas fue el séptimo mejor en la conferencia MIVA en ataques con 3.18 tantos por set y octavo en puntos con 3.7. En 14 de sus 20 partidos anotó en doble dígito incluyendo su mejor juego ante Quincy que se fue con 23.5 tantos.

Por estas ejecutoria fue colocado en el “All Freshmen Team’ y ‘All MIVA Honorable Mention’ de la conferencia. 

“Todavía me quedan muchas cosas por mejorar y estoy bien emocionado para volver a Puerto Rico a trabajar en ellas”, manifestó el egresado del Colegio San José, de Río Piedras..

“Tengo que mejorar mi físico, aumentar el brinco y trabajar con mi consistencia en el pase, también diría que trabajar en mi técnica de bloqueo”, agregó.

IPFW no tuvo una buena temporada al jugar para 5-23. Vargas dijo que la causa del pésimo récord fue porque el equipo sufrió muchas lesiones.

“Al equipo no le fue tan bien. muchas lesiones. El récord no refleja el equipo que fuimos. Estoy seguro que el año que viene volveremos siendo un equipo más maduro y experimentado, especialmente cuando la mayoría seremos jugadores de segundo y tercer año”, aseguró.

Vargas es una de las promesas del voleibol puertorriqueño.